C\ Antonio de Ulloa, 4 y 8 Bajo · 30007 Murcia · 968 240 411 · aedem.murcia@gmail.com

La memoria es una función básica, y a la vez extremadamente compleja y heterogénea, del ser humano. Este proceso cognitivo es la base sobre la que se asientan actividades cotidianas y necesarias para la supervivencia como caminar, evitar situaciones u objetos peligrosos, saber dónde o cómo conseguir alimentos, podemos comunicar con otros seres humanos, orientarnos en nuestro domicilio y fuera de él, etc. La memoria también es fundamental para fenómenos más complejos, como la formación de la identidad humana, y la sensación del paso del tiempo. Sin memoria seriamos incapaces de saber quiénes somos y de percibirnos en un continuo temporal, con un pasado, un presente y un futuro  (Tirapu, Ríos y Maestú, 2011).

Existen dos grandes sistemas de memoria:

  1. MEMORIA A CORTO PLAZO (almacén provisional en el que una cantidad limitada de información se mantiene durante un corto periodo de tiempo, entre varios segundos y minutos). 
  2. MEMORIA A LARGO PLAZO 
    1. Memoria declarativa (explícita) 🡪 recuperación consciente e intencional de experiencias previas. 
      1. Memoria Episódica (se encarga de recordar las experiencias vividas personalmente, por ejemplo, que comiste ayer). 
      2. Memoria Semántica (se refiere al conocimiento general sobre el mundo, por ejemplo, qué sucedió el 11 de septiembre de 2001). 
    2. Memoria no declarativa (implícita) 🡪 recuperación inconsciente y no intencional.  Es la memoria de los hábitos y destrezas motoras por ejemplo, montar en una bicicleta o tocar un instrumento. 

Láminas nuevas (11/05/2020)

Láminas anteriores (21/04/2020)

Láminas anteriores (27/03/2020)